Log In

Acceder

¿Ha olvidado su contraseña?

Subtotal del carrito: € 0,00

Año Ramón Casas Sitges

14/11/2016
AÑO RAMON CASAS

Galeria Fotográfica

ramon casas sitges

El Museo del Cau Ferrat y el Museo Maricel se suman a la celebración del Año Ramon Casas con peso, presencia y perfil propio. El importante legado que los dos museos tienen de la obra de una de las figuras más relevantes del Modernismo y del cartelismo catalán; la historia de sus edificios, directamente vinculada a Casas (Can Rocamora, que enlaza los dos museos fue propiedad del artista) y el comisariado de la conmemoración por parte de Vinyet Panyella, directora de Museos de Sitges, otorgan al patrimonio de Sitges un protagonismo especial en esta conmemoración. La exposición central del Año Ramon Casas se hará precisamente en los museos de Sitges -y posteriormente viajará a Madrid y Palma de Mallorca- y el programa incluye otras actividades, como presentaciones, rutas o ediciones, que se añaden a la celebración nacional. El Año Ramon Casas está promovido por los departamentos de Presidencia y de Cultura de la Generalitat, con la colaboración de una larga lista de instituciones, museos, entidades y empresas.

FONDO DE RAMON CASAS ALS MUSEUS DE SITGES
- Museo de Cau Ferrat, Colección Santiago Rusiñol: 92 obras (78 dibujos y 14 óleos).
- Museo del Cau Ferrat, Fondo Cau Ferrat: 3 obras ( 2 dibujos y 1 óleo).
- Museo Maricel, Colección Arte de la Villa de Sitges: 1 óleo.
- Museo Maricel, Fondo Maricel: 4 obras (3 dibujos y 1 panel de azulejos).

OBJECTIUS DE L’ANY RAMON CASAS
La conmemoración del Año Ramon Casas 2016 organiza en tres ejes conceptuales:

- el acceso

- el conocimiento

- la creatividad

El conjunto de actividades que se coordinan, promueven, impulsan y organizan desde el comisariado, con la colaboración de instituciones y entidades que contribuyen cumplen los tres aspectos, a menudo complementarios, se acuerdan con los siguientes objetivos:

- Conseguir la máxima participación y disfrute por parte de todo tipo de públicos.

- Extender la conmemoración de Ramon Casas en todo el territorio de Cataluña.

- Promover la integración de las actividades en la programación i servicios de los museos, monumentos y colecciones de arte con obra de Ramon Casas abiertas al público, así como de los diversos agentes culturales.

- Integrar en la conmemoración diversos ámbitos de actividades susceptibles de evocar, de alguna manera la figura de Ramon Casas, como el mundo de la gastronomía o del motor, entre otros.

- Contribuir a la difusión e internacionalización de la cultura catalana por medio de la figura de Ramón Casas, artista que como pocos es considerado como un icono de la modernidad y del Modernismo.

- Informar permanentemente y puntualmente de las actividades de forma accesible y actualizada por medio del sitio web de la Generalitat dedicado a Ramon Casas.

ACTIVIDADES DEL AÑO RAMON CASAS EN SITGES

La Pieza del Mes
Ball al Moulin de la Galette (1890-91) i Carta de Casas a Rusiñol, en la cual anuncia su llegada a París, el 1890. Ambas obras forman parte del fondo del Cau Ferrat. El acto se celebró el pasado 29 de mayo en el Museo Maricel y sirvió como pistoletazo de salida de las actividades del Año Ramon Casas.

Exposición Ramon Casas, la modernidad anhelada
Museo Maricel, del 10 de noviembre de 2016 al 19 de febrero de 2017. Comisariado: Ignasi Domènech (Consorcio del Patrimonio de Sitges) y Francesc Quílez (MNAC). Organización: Consorcio del Patrimonio de Sitges, Ayuntamiento de Sitges y Fundación la Caixa. Es la exposición central del Año Ramon Casas y contendrá un catálogo propio.

Itinerario de Ramon Casas en los Museos de Sitges
Inicio: verano 2016.

Edición de Desde el Molino, de Santiago Rusiñol y Ramon Casas (1894).
Edición facsímil con estudio introductorio de Eliseu Trenc Ballester, con postfacio de Vinyet Panyella.

Lecturas y visiones de Ramón Casas
Participación en este programa promovido por la Institución de las Letras Catalanas y que interpreta la obra más vindicativa de Ramon Casas en los museos de Cataluña desde el punto de vista de los escritores.

Ramon Casas en los museos del Penedès
Participación en este itinerario, coordinado por Jordi Medina (Instituto de Estudios Penedesencs) y en el que se diseñará una ruta de descubrimiento de la obra de Casas en los museos Cau Ferrat y Maricel (Sitges), Biblioteca - Museo Víctor Balaguer (Vilanova), Vinseum (Vilafranca), Museo Pau Casals (El Vendrell) y Museo Dios (El Vendrell).

El calendario de actividades en curso se encuentra actualizado en la web oficial del Año Ramon Casas

RAMON CASAS
Ramon Casas i Carbó (Barcelona, 4 de enero 1866 a 29 de febrero 1932) es uno de los pintores más representativos del Modernismo y de la pintura catalana hasta el primer tercio de siglo XX. Su obra se ha convertido en un referente fundamental por lo que tiene de representativo de la modernidad importada de París, la visión social, la descripción de las multitudes y la representación de una determinada visión de la figura femenina. Obras como Baile en el Moulin de la Galette (1890-1891, Museo del Cau Ferrat de Sitges), Plein air (1891, MNAC), Madeleine (1892, Museo de Montserrat), La carga (1899, Museo Comarcal de la Garrotxa, Olot ) o La sargantain (1907, Círculo del Liceo) constituyen auténticos iconos de la pintura catalana moderna.

Hijo de una familia de fabricantes de la alta burguesía, Ramón Casas es un pintor plenamente vocacional desde su adolescencia. A los 15 años, marcha en París, a estudiar en el taller de Carolus Duran, donde hace las primeras amistades artísticas, entre otros el pintor francés Maurice Lobre. Con Durand entra en contacto con la modernidad impresionista (Edourad Manet) y con la pintura hispánica, convirtiéndose en un gran admirador de Velázquez. En 1883, expone en el Salón del Champ de Mars, de París, un autorretrato traje de flamenco. Completa su formación artística pintando en Granada y en Madrid (1884 hasta 1885). Establecido de nuevo en Barcelona, posteriormente pinta también en Sevilla.

La estancia en París, donde comparte vivienda y estudio con Santiago Rusiñol en el Moulin de la Galette (1890-1892), marca un punto de inflexión en su evolución. Influido por Toulouse-Lautrec y Steinlen se convierte en un excelente dibujante de trazo seguro y característico, patente en las ilustraciones de los artículos que Rusiñol enviaba a La Vanguardia, las crónicas parisinas Desde el Molino (1890-1892). En la pintura al óleo se acerca más a Degas o Whistler, mostrando una fuerte personalidad en el que los críticos de la época califican como la "pintura en gris", auténtica importación de la modernidad impresionista en la pintura catalana. Obras como Plein Air, Interior en el Moulin de la Galette o los retratos de Erik Satie y de Madeleine de Boisguillaume remachan su triunfo y lo consolidan como uno de los grandes pintores del momento.

De regreso a Barcelona, retoma la pintura de retratos y buscando nuevos escenarios pictóricos frecuenta Sitges, donde atrae Santiago Rusiñol. Casas se convierte en uno de los primeros inquilinos del Cau Ferrat y participantes en la primera y tercera Fiesta Modernista. Participa, con entusiasmo y buena recepción crítica, a las exposiciones organizadas en la Sala Parés Rusiñol-Casas-Clarasó. Asimismo inicia una visión de la vida colectiva con obras de marcado carácter social (Garrote vil, La carga), así como de la vida popular y elegante, patentes al conjunto pictórico que decora el Círculo del Liceo de Barcelona. El embarque de tropas y Baile de tarde son dos de las obras más significativas del momento (1896).

En 1897, toma parte en la fundación de la cervecería Els 4 Gats, junto con Pere Romeu, amigo de juventud y natural de Torredembarra, de donde procede su familia paterna. Con Romeo comparte una gran afición por el deporte, la bicicleta y el automóvil. Els 4 Gats se convierte en el centro de irradiación del Modernismo catalán y peninsular hasta su cierre (1903), por donde desfilan los artistas y todo tipo de personalidades. Ayuda también la promoción literaria y gráfica del local con la publicación homónima (1899). De 1899 a 1903 y junto con Miquel Utrillo, que actúa como director y redactor de la revista, crea Pèl & Ploma, sin duda la más importante publicación del Modernismo catalán e hispánico. Casas publica los retratos al carbón que realiza de las más destacadas personalidades de las artes, la política, las finanzas, los escenarios y la vida pública en general, un auténtico retablo de la sociedad de su tiempo. Coleccionista y mecenas, al desaparecer Pèl & Ploma financia Forma, dirigida y redactada también por Miquel Utrillo.

La vida artística de Ramón Casas, convertido en el más importante retratista de su tiempo, ocurre entre exposiciones y galardones (Paris, Barcelona, Madrid, Viena, Munich...), viajes y el trabajo en su taller, instalado en el señorial edificio del Paseo de Gracia, 94 desde 1894. Hacia 1897, inicia la producción cartelística que le otorgará una gran popularidad, ya que trata todo tipo de temas, uniendo el valor artístico al efecto publicitario; los carteles de Codorniu, Anís del Mono, carreras de motor, los certámenes y eventos barceloneses, las campañas sanitarias son algunos de los mejores ejemplos. En 1900, pasa una larga temporada en París, pero de signo muy diferente de la bohemia de Montmartre. En 1905, se traslada a Madrid, donde recibe el encargo de realizar un retrato del rey de España. El año siguiente un hecho capital marca un punto de inflexión determinante en su vida es el conocimiento de una joven vendedora de lotería, Julia Peraire, que se convierte en modelo, musa y el amor de su vida. El automovilismo se convierte en una de las grandes pasiones del artista, compartida con su pariente y amigo Pere Romeu.

A raíz del conocimiento del industrial, coleccionista y filántropo Charles Deering realiza con él varios viajes a los Estados Unidos de América, donde es requerido como retratista y dibujante. Entre 1908 y 1921, viajan por España y Europa, convirtiéndose en Deering uno de sus mejores clientes y amigos. Es Casas quien atrae Deering para visitar Sitges, donde el estadounidense construye su residencia y un palacio para sus colecciones artísticas. Es el gran complejo artístico de Maricel, construcción ideada y dirigida por el ingeniero y crítico de arte Miquel Utrillo. Casas se convierte en una figura capital en la relación de Deering con el medio artístico durante estas dos décadas. Gracias a este hecho buena parte de su obra, tanto de la época de París como posterior, se encuentra en varios museos y colecciones públicas y privadas norteamericanas (Chicago y Miami, especialmente).

En 1917, Deering adquiere el castillo de Tamarit y encarga su rehabilitación y decoración a Ramon Casas. El hecho de frecuentar la región hace que Casas devuelva ocasionalmente a la pintura de paisajes. Cuando en 1921 Deering decide marcharse a EEUU y llevarse su colección de arte, vende a precio simbólico su residencia de invierno de Maricel en Ramon Casas quien, a su vez, hace legado testamentario a su hermana (actual Can Rocamora).

Durante la Gran Guerra, Ramón Casas toma partido, como la mayor parte de artistas e intelectuales del país, a favor de la causa aliada debido a su convicta francofilia, participando en actividades y visitando el frente de guerra. Los últimos años de la vida transcurren entre las exposiciones –retomadas desde 1921 las Rusiñol-Casas Clarasó en la Sala Parés ya como una tradición de cada temporada-; su domicilio de Sant Gervasi, donde vive con Julia, con quien finalmente ha contraído matrimonio después de años de convivencia (1922), y el monasterio de Sant Benet de Bages, propiedad de la familia, que el artista ha hecho remodelar como su vivienda y taller. En San Benet, pinta varios retratos e interiores ambientados en las dependencias del monasterio.

Desde el medio artístico, Casas está considerado como una importante figura del Modernismo, que es el pasado inmediato, y como el gran retratista de la burguesía catalana. La muerte de su gran amigo Santiago Rusiñol (1931) le golpeó anímicamente. Ramon Casas muere en su casa barcelonesa de Sant Gervasi el 29 de febrero de 1932 y es enterrado en el Cementerio de Montjuïc.

Son muchas las colecciones públicas y privadas que acogen obras de Ramon Casas. La obra del artista se encuentra principalmente, en el Museo Nacional de Arte de Catalunya, Museo del Cau Ferrat (Sitges) Museo de Montserrat así como también en el Museo Comarcal de la Garrotxa (Olot), el Museo Víctor Balaguer (Vilanova y la Geltrú) y el Museo del Modernismo (Barcelona), figurando también en las colecciones permanentes de otros museos y colecciones públicas y privadas del país.

En España su pintura hace parte del Museo Centro de Arte Reina Sofía y la Colección Carmen Thyssen, entre otros. En los Estados Unidos de América sus cuadros figuran en la Universidad de Nortwestern (IL), en Miami State y en otras diversas colecciones particulares y públicas.